Relaciones gratificantes rumbo a la unión

Si nos damos cuenta, a todos los seres humanos nos gusta amar y ser amados, compartir.

Relaciones gratificantes rumbo a la unión: un libro de María Herrero Claver.

¿Nos hemos dado cuenta de que el cambio que nos gustaría ver a nivel colectivo, se puede producir a través del cambio individual? Como humanidad tenemos la capacidad de evolucionar, también la capacidad de elegir cómo nos relacionamos con nuestro mundo interior y exterior.

Relaciones gratificantes Rumbo a la Unión, trata de cómo podemos ser parte de ese cambio que nos gustaría ver fuera, comenzando desde dentro, desde nuestra propia transformación personal en nuestra manera de relacionarnos con nosotros mismos, con los demás y con la Vida.

¿Te sumas al cambio?

Esta Unión la puede el ser humano sentir por ejemplo cuando contempla una puesta de sol junto al mar y uno se siente Uno con la naturaleza, con la Vida, con lo que le rodea, o en momentos de profunda comunicación con otra persona, tal vez sin palabras o en los momentos en los que se siente en contacto consigo mismo, con su propio corazón.

Amar, ser amados, compartir.

Si nos damos cuenta, a todos los seres humanos nos gusta amar y ser amados, compartir.

Sentir que hay personas a nuestro alrededor que nos valoran y aprecian, que nos quieren y a las que queremos, personas con las que podemos contar para expresar lo que sentimos, tanto nuestras alegrías como nuestros dolores.

Cuando hay personas así en nuestra vida, nos sentimos merecedores de todo lo bueno que nos pasa porque nuestra alegría se convierte en doble, se expande al compartirla y nuestro dolor se transforma, se queda en la mitad al poder compartirlo con otro corazón que nos escucha y sentimos que disminuye porque siente también nuestro dolor, puede ponerse en nuestro lugar, comprendernos.

Comprar el libro
Relaciones gratificantes rumbo a la unión María Herrero Claver Libro

Vivir primero una relación gratificante con uno mismo.

Vivir relaciones gratificantes por tanto se trata de vivir primero una relación gratificante con uno mismo, sentir paz, satisfacción, siendo uno mismo quién es, queriéndose libre, permitiéndose ser.

El resto de las relaciones, tanto con los demás, como con la Vida en sí, parten de aquí.

Ser humano es vivir en relación con todo y todos, y vivir relaciones gratificantes significa sentir Unión, una palabra muy corta y honda para el que descubre su Belleza.

Esa sensación de Unión se genera espontáneamente al estar en el presente, al vivir completamente el instante del ahora.

Esta Unión la puede el ser humano sentir por ejemplo cuando contempla una puesta de sol junto al mar y uno se siente Uno con la naturaleza, con la Vida,

con lo que le rodea, o en momentos de profunda comunicación con otra persona, tal vez sin palabras o en los momentos en los que se siente en contacto consigo mismo, con su propio corazón.

Relaciones gratificantes rumbo a la unión surgen al vivir en el presente

Vivir en el presente, conectados a nuestro corazón, es lo que hace sentir a la Vida, a los demás y a uno mismo, de una forma diferente, gratificante.

Cuando aceptamos en el presente lo limitado, los límites de la Vida y confiamos en que está a nuestro favor, que nos está ofreciendo en ese momento lo mejor para nosotros mismos y nuestra evolución hacia el Amor, comenzamos a poder abrazar eso que nos cuesta tanto admitir y a lo que nos resistimos y comenzamos a descubrir lo mejor de nosotros mismos, de los demás y de la Vida, comenzamos a amarnos y a amar.

Relaciones gratificantes rumbo a la unión María Herrero Claver Libro Ediciones Ende

¡Anímate a dar el cambio, a poner rumbo a la unión!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
WhatsApp Escríbeme